Josep Baselga, pionero en la terapia molecular contra el cáncer, hasta siempre

José Baselga, MD, PhD

El pasado 21 de marzo conocimos la triste noticia del fallecimiento del aclamado médico e investigador Josep Baselga, un hombre que dedicó su vida a la investigación sobre el cáncer y que impulsó en gran medida el desarrollo de los tratamientos moleculares. Por desgracia, su muerte se produjo a edad temprana (a los 61 años) debido a la enfermedad neurológica incurable que padecía, llamada Enfermedad de Creutzfeldt-Jakob, la cual es degenerativa, incurable y provoca la aparición de priones en el sistema nervioso del paciente.

Josep Baselga estudió medicina en la Universidad Autónoma de Barcelona, ciudad en la que empezó a interesarse por la medicina interna. Posteriormente viajó a EEUU para completar su formación académica, pasando primero por el Hospital King’s County de Brooklyn y decidiendo especializarse finalmente en oncología en el Memorial Sloan Kettering de Nueva York. Después de todo esto ganó reputación como oncólogo, llegando a ejercer puestos de dirección y/o asesoramiento en entidades tan importantes como la Escuela Médica de Harvard, la Asociación Americana de Investigación del Cáncer (AACR) o grandes farmacéuticas como Bristol-Myers Squibb y AstraZeneca (desarrolladora de una de las vacunas más conocidas en España debido a que se está utilizando ampliamente en nuestro país), entre otras.

Pionero en la terapia molecular

En los años 90 hizo una pausa en su periplo americano para volver a España y crear en el Hospital Vall d’Hebron la Unidad de Investigación de Terapia Molecular, uno de los mejores centros de investigación dedicados al estudio del cáncer en España y en el resto del mundo.

Ésta se dedica, como su nombre indica, a la investigación de terapias punteras moleculares que puedan servir de alguna manera para mermar o detener los efectos del cáncer en cualquiera de sus fases, mediante el diseño de moléculas capaces de interferir en alguno de los procesos clave para su desarrollo.

Tras la aparición de la pandemia, Josep también centró sus esfuerzos en desarrollar terapias contra la COVID-19, utilizando como punto de partida sus amplios conocimientos adquiridos a lo largo de los años en sus investigaciones oncológicas. A pesar de ciertas polémicas relacionadas con algunos de sus artículos en los que se le acusó de no desvelar los intereses que tenía con determinadas farmacéuticas, Josep Baselga siempre será recordado como un brillante médico y científico de fama mundial, y su pérdida ha resultado sin lugar a dudas un duro golpe en la batalla global contra el cáncer.

CONTENIDO RELACIONADO

ÚLTIMOS VÍDEOS

VER MÁS VÍDEOS